julio 04, 2011

The blue screen of death

Así le dicen nuestros compas al norte de la frontera a la ominosa pantalla azul que aparece en los monitores cuando la computadora tiene una falla irreparable. Irreparable por lo menos para el desgraciado mortal que la usa, cuando no se trata de un geek informático que pueda entender qué demonios está pasando.
Yo ya la he visto varias veces en mi vida laboral, la más reciente fue el jueves pasado. Encendí mi compu como cada mañana, dejé que hiciera sus rutinas de rigor para empezar a trabajar, fui por mi cafecito... y... ¡horror! pantalla en azul y nada más. Apago, desconecto, vuelvo a conectar, vuelvo a encender... tic tic tic, el disco duro parece funcionar normalmente y luego... pantalla negra y letras en gris diciendo que Windows no pudo iniciarse. ¡San Bill Gates me ampare! Ahí sí estamos en problemas. Después de pedir ayuda a las asistencias locales (mi esposo) y de tratar durante una media hora de hacer algo decidimos llamar al fabricante. Claro que mi maquinita ya no está en garantía (estas cosas NUNCA pasan durante la garantía) y la llamada tuvo un cargo, pero por lo menos me ayudaron a hacer un diagnóstico con uno de los discos de arranque.
Tic, tic, tic, gira gira gira el CD, analiza y analiza los oscuros intersticios de la PC y por fin, tras largos minutos (y con el representante en la línea ¡de larga distancia!) un mensaje de error... que según el técnico con quien estaba hablando no tenía nada que ver con la falla que se estaba presentando. Arrrgghh, ¿y 'ora qué? Pues a reformatear el disco duro.

Ni modo, a cargar con la compu e ir al servicio técnico, que afortunadamente está bastante cerca... pero hacerlo bajo la lluvia de la tormenta que nos azotó el jueves no fue nada fácil. En esta ciudad todo se complica con la lluvia: como decía un ex-compañero de trabajo, los chilangos se apentontan con el agua (bueno, digamos que se nos alentan los reflejos). En fin, la compu se quedó en el taller y yo perdí toooda la mañana en el numerito.

¡Cuán dependiente soy de este aparato! Aunque pude trabajar en una laptop, nomás no me hallaba. Y aunque mi amada compu está de vuelta, en esta reencarnación está muy cambiada. Ya cuenta con todas las actualizaciones del caso, pero todo se ve diferente. Y diferente y más moderno no siempre es mejor. Nop, no tengo buena tolerancia al cambio (inserte carita triste aquí).
ENIAC, la primera computadora "en forma" (1947-1955). Okey, okey, sí son buenos los cambios.

6 comentarios:

Hinotori dijo...

Te comprendo, hace poco me pasò que falleciò la tarjeta madre de la compu de la oficina... y a la semana la de mi casa tambièn dio su ùltimo suspiro. Tarjetas-madre muertas, muertas, muertas. Tuve que esperar casi dos meses a que repusieran la de la oficina, y la de la casa està a la espera para una nueva, pues aquì en Venezuela, entre nuestro maravilloso gobierno y la inflaciòn, no se nos hace fàcil conseguir a veces las pc's.
Mi primer computador no es tan viejita como la Eniac, pero era una IBM cuyo mouse era del modelo 00001 (!) Mi padre fue siempre un forofo de la tecnologìa y en casa siempre habìan los primeros avances. Del Atari 500, que tenìa todo mundo, pasamos al 800, que venìa con teclado y era casi una pc. Despuès de eso vino la primero PC IBM, una 286 segùn recuerdo. Para mì un computador fue primero un juguete, y luego una herramienta de trabajo. Asì que puedes imaginarte còmo ando sin pc en casa, y robàndole unos raticos a la de mi hermano. Por suerte tengo un celular inteligente, un nokia E63, que me permite al menos, leer libros electrònicos, conectarme a la internet, escribir documentos e imprimirlos y hasta ver los gràficos de mis proyectos de tejido. El saroyan del trejijuntas no lo imprimí. Lo veo en la pantalla de mi celular. Aunque estraño defibnitivamente tener un computador. Besos y suerte con tu computador. Espero que no te vuelva a presentar fallas.

Ale dijo...

...sip... que gacho se siente...como que una no ve pa´fuera.. ¿¿verdd??? jaja pero.. seguro mi amiga Hinotori es jovencita... yo estudié con la Commodore 64.. jjaja 64 kbytes!!!!!!....wooooo ya ni las calculadoras traen eso :P

Mar dijo...

¿Sabes que es lo peor?, pensar que toda la info que tienes ahi esta segura y zas se arruina.
Por eso y por mucho mas, me hice amiga de una memoria externa donde meto gatos y ratones si me da la gana, jejejeje
Suerte descubriendo cosas en tu renovada pc.

Carmen Tye dijo...

Y que tal cuando se te cae el café en la lato' y ves correr tu vida como en película pero sin memoria.. hay!!!

Al comcubino se le acaba de morir la memoria externa.. si, la del soporte! 8-(

Moraleja..
habra que tener soporte del soporte por si acaso!

Que bueno que ya la tienes de regreso, el cambio es dificilisisimo!

Besitos

Carmen Tye dijo...

comcubino = concuvino

8-)

Helga dijo...

Horror y doble horror, cochinas computadoras que poco les falta para ser desechables a las condenadas.

Que bueno que se pudo arreglar sin mucho problema porque yo debo confesar que al menos en un par de ocasiones que me he visto en esa situación he terminado queriendo darle en la cabeza con la computadora a los tipos de servicio técnico.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...