diciembre 16, 2012

Preparando el ocio - Para ver

Aunque en las fastuosas oficinas de Özer, Inc. seguiremos trabajando a lo largo de las fiestas decembrinas, es indudable que el ritmo laboral se aletarga y como que se antoja acurrucarse en el sillón más cómodo de la casa, ponche caliente en mano, y descansar la neurona viendo algo divertido en la tele. Bueno, al menos a mí se me antoja. Siempre.

En casa somos fans de las siguientes series, las cuales se pueden conseguir en renta en Blockbuster, a la venta en el ubicuo MixUp, o ehem, ehem, por medios alternativos. No he checado Netflix, pero tal vez también estén ahí. Si les gustan estos temas, las grandes producciones televisivas garantizan horas de entretenimiento de alta calidad... y, lo mejor, sin cortes comerciales.

Claro que muchos y muchas de ustedes ya las conocen o incluso las siguen, pero para quienes no es así, los invito a verlas. Omito poner los links a los sitios web correspondientes a cada serie, para evitar spoilers que les agüiten la diversión, así que chéquenlos bajo su propio riesgo, mwhahaha.

Y otra advertencia: dosifiquen el número de capítulos que verán por sesión. En serio, son como las Sabritas, a que no pueden ver sólo uno. Y luego se acaba uno la temporada completa en dos días (been there, done that).

La de onda retro: Mad Men

Ohhh, sí. Favorita entre las favoritas, multicitada en este su blog de confianza, esta serie de producción impecable nos lleva al Nueva York de los sesenta y nos presenta una historia fascinante con personajes espléndidamente modelados y actuados. Los díalogos son contundentes, pero también las escenas reflexivas y hasta los silencios. Cada imagen dice algo, y las historias de cada capítulo están ligadas por elementos sutiles. Ya terminó su quinta temporada y según sé, sólo le queda una más. Si les gustan las historias complejas, esto es lo suyo.

Los hombres de Mad Men. No se dejen engañar por esos trajes tan bien planchaditos, todos son unas barracudas.

La de espadazos: Game of Thrones

Gente extremadamente sensible, absténgase. Esta es una serie para adultos en serio, tanto por el contenido de violencia explícita, como por la abundancia de desnudos femeninos y uno que otro masculino. La historia es sumamente interesante, la producción es enorme y detalladísima y las sorpresas abundan. Caballeros, truhanes, brujas, monstruos, reyes, y la brutal "diplomacia" de las cortes, retratados en un mundo que nos es cercano pero a la vez muy ajeno. Los villanos son de dar miedo y los héroes tienen muchos tonos de gris, nadie es completamente bueno ni completamente inocente. Nota: no se encariñen con ningún personaje, en serio.
Por acá la genial Lanezi nos platica en su blog sobre la serie de libros en la que se inspira la serie televisiva. Sólo van dos temporadas, viene la tercera en la primavera del 2013.

Peter Dinklage, un portento de actor que apenas rebasa el metro de altura. Y con un papel enorme y pivotal en la historia.

La más cerebral: In Treatment

Esta es una joya. Capítulos de no más de 30 minutos, en los que se recrean las sesiones de terapia de diversos pacientes con un psicoterapeuta excepcional... que también tiene sus claroscuros y sus demonios personales. Las actuaciones son impecables, incluso aterradoras en su realismo, sin necesidad de que haya ningún trazo de violencia. Son tres temporadas, pero la estructura misma de la serie (pensada para transmitirse de lunes a viernes, con un paciente por día) hace que sea variada y peligrosamente adictiva. Prácticamente hay un solo set, el consultorio del terapeuta, y a veces da la impresión de que algunos capítulos se filmaron en una sola toma continua. En verdad notable.

Gabriel Byrne, conmovedor. Ojo con la numeración de temporadas, he visto al menos 3 diferentes divisiones de capítulos, dependiendo si son DVDs para venta o para renta.

Así que si quieren evitar aglomeraciones y tensión, háganse de estos DVDs o rentas electrónicas, pidan una pizza y olvídense de los renos, los pesebres y el jojojó durante unas horas. Al fin que oscurece bien temprano, ya es kosher ponerse la pijama a las 7 pm.

4 comentarios:

Ale dijo...

ohhh no las veo, ya sabes que soy muy ligh pero se me antoja la de Gabriel, me encannntaaa :) grax por recomendar!

Ale lu dijo...

Acúsome también de ser muy light, pero así como las platicas se antojan, gracias probaré más de alguna.

P.S. Been there, donne that to ;) (y que tal los ojos de mapache jaja)

Anónimo dijo...

A las light, de lo que se pierden con el guapisisimo protagonista de Mad Men......

Rosalba M. C. dijo...

Por acá también somos serie adictos, y vemos prácticamente de todos los géneros. PEro salvo Juego de Tronos, el resto no las conocía; gracias por la recomendación.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...